EL “PLAN MÉXICO” Y LAS REFORMAS AL CÓDIGO PENAL

El gobierno federal en México comenzó su gestión administrativa con el ejército y las policías por delante en su campaña de “Combate al Narcotráfico”, con los resultados que todos ya conocemos, la aprehensión de unos cuantos capos e innumerables violaciones a los derechos humano, de las cuales no solo dieron cuenta los medios informativos sino también la Corte Interamericana de Derechos Humanos y Amnistía Internacional por nombrar únicamente dos instituciones internacionales. Ambas reprobaron la conducta del gobierno federal en materia de derechos humanos.

No obstante lo anterior, en marzo del presente año (2007), el Ejecutivo Federal (de México) envío un paquete de reformas penales que tiene en estudio la Comisión de Justicia del Senado de la República para ser discutidas próximamente y en el que destaca uno por su especial trascendencia y que es el que: LAS POLICÍAS PUEDAN HACER CATEOS, ARRAIGOS O INTERVENCIONES TELEFÓNICAS SIN NECESIDAD DE ORDEN PREVIA DE JUEZ COMPETENTE, de un plumazo, fuera Garantías Individuales.

Sin quedar en plano menor, otras 2 propuestas: PRISIÓN PERPETÚA para ciertos delitos y el crear un DOBLE SISTEMA PENAL: uno ordinario y otro especial para quienes sean considerados los ENEMIGOS DEL ESTADO.

El autoritarismo del Estado se hace evidente con estas reformas que ponen en grave peligro las Libertades de los Individuos al hacer nugatorias las Garantías Individuales y los Derechos Humanos reconocidos como Derechos Universales inherentes a todo ser humano.

De sobra es sabido que la militarización del crimen se extiende a la población en general y que tales acciones acarrean siempre atropellos a la sociedad y en forma específica a los luchadores sociales, ejemplo de ello los tenemos en Atenco, Michoacán, Oaxaca y Chiapas.

Parece ser que a este gobierno federal y por supuesto algunos locales, no les han bastado las condenas aberrantes de 40 años de cárcel para algunos luchadores sociales, ahora, pretenden considerarlos como “ENEMIGOS DEL ESTADO” y aplicarles además, la PRISIÓN PERPETÚA. Ven la gravedad y esto, es sólo un ejemplo. ¿El “Plan México”?

Ante este panorama, se hace necesario recordar lo que sucede en Colombia, que con una retorica muy parecida a la de México, se aplica la llamada “Política de Seguridad Democrática”, que se incluye en el “Plan Colombia”, con el que se presenta el Gobierno a la comunidad internacional para lograr los apoyos que en la actualidad le están brindando entre otros, la Comunidad Europea y Estados Unidos de Norteamérica.

Esta “Política de Seguridad Democrática” del “Plan Colombia” se implementó como muestra piloto en el Departamento de Arauca, ese donde el propio Gobierno ha estigmatizado diciendo: “Que ahí no hay guerrilleros, sino que toda la población es guerrillera”.

Sin embargo, lo que está detrás de dicho “Plan”, es que la Occidental Petroleum Corporation (Occidental De Colombia, Inc), opera en el Departamento de Arauca, área considerada como la segunda mayor reserva petrolífera de Colombia, (la primera se encuentra en el Departamento de Casanare, donde las condiciones son iguales que en Arauca) y a la fecha, se tienen suficientes evidencias de que está operando la parte administrativa de ECOPETROL, la única empresa petrolera del Estado Colombiano, que por cierto, como lo dice la propia población, ha sido ofrecida a esa trasnacional.

Quizá alguien diga que en México no pasa nada de eso, sin embargo, sólo es necesario mirar hacia Chiapas y Oaxaca para darnos cuenta que sí está pasando. Los recientes acontecimientos de Montes Azules así lo confirman.

El “Plan Colombia” con su “Política de Seguridad Democrática” es usado como ariete de la Política de Estado de Colombia, que es acabar con las Organizaciones Sindicales y las Organizaciones Sociales y donde encuentra resistencia, son reprimidos, acusando a los dirigentes sindicales de guerrilleros, con lo cual pretenden legitimar la persecución, detención y encarcelamiento a éstos.

En México se pretende un término más general, “Enemigos del Estado”, con lo cual la derecha estará feliz y la ultraderecha de fiesta, ya los trabajadores no tendrían que ser tratados de locos, se acuerdan de las “huelgas locas” (régimen de Echeverría) o de faltos de solidaridad (régimen de Salinas).

En Arauca, la población vive en el terror que le impone el Estado, por ese motivo los trabajadores no reclaman, no protestan, temen la pérdida de su trabajo y lo que es peor, temen por su vida. Temen ser asesinados, ya que constantemente aparte de ser amenazados, el Ejército y la Policía Nacional, les toma fotos y vídeos para tener un registro actualizado y luego acusarlos de guerrilleros, todo esto, dentro del “Plan Colombia”

¿Reformas al Código Penal para el “Plan México”?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: